Salvador Borrego Escalante, máximo ideólogo del neonazismo en latinoamérica, cuyo trabajo se ha caracterizado por negar el Holocausto y enaltecer la figura de Adolfo Hitler, hoy está nominado a la medalla Belisario Domínguez, máximo galardón que el senado mexicano entrega a la sociedad civil

Entre los sorpresivos nominados a la medalla Belisario Domínguez 2017, la máxima condecoración que el Senado de la República Mexicana entrega a los ciudadanos más ilustres, no sólo se encuentra la polémica actriz Kate del Castillo, sino también un personaje cuya mención no ha levantado el mismo revuelo entre los medios de comunicación: Salvador Borrego Escalante.

Salvador Borrego Escalante, periodista y escritor nacido en 1915, es conocido por su abierto antisemitismo y por ser el autor de más de treinta libros que pueden conseguirse fácilmente en puestos de revistas, librerías de segunda mano y a través de su propia página de internet.

Estas obras, entre las que se encuentran títulos como “La Cruz y la Espada”, “Disolución Social”, “Alemania pudo vencer” y la biografía de Adolf Hitler: “Pintor, Soldado y Führer”, se caracterizan por reivindicar el papel que jugó la Alemania Nazi durante la Segunda Guerra Mundial, y el rol que pudiera haber desempeñado en la actualidad como un “una especie de cortina que contenía los males del mundo” que, cuando se vino abajo, desató “la defensa del aborto, las bodas entre homosexuales, la rebeldía de la juventud hacia los padres, la pornografía desatada, la legalización de las drogas”.

En el caso específico de “Derrota Mundial”, por ejemplo, libelo prologado por el José Vasconcelos, Borrego argumenta que la derrota del Eje Alemania- Italia – Japón durante la Segunda Guerra Mundial fue una victoria para el “sionismo internacional” en detrimento de los pueblos del mundo.

Estas obras, la aportación de Borrego al mundo de la cultura y el pensamiento, ya han sido vetadas en ferias internacionales de libros en razón de su abierta admiración a Hitler y al nacionalsocialismo que representaba. Sin embargo, su autor, quien también forma parte del del Movimiento Nacional Católico Cristo Rey, un grupo de militantes del PAN de ultra-derecha, hoy es nominado al máximo galardón civil mexicano.

Argumentando que es “un periodista mexicano que ha ejercido su profesión en favor de la libertad de expresión” y que “ha publicado más de 35 libros en diversos campos de historia, periodismo, filosofía, política, economía y temas bélicos”, Salvador Borrego fue nominado a la presea por los senadores Juan Guerrero Zorrilla, Manuel Campos Flores, Moisés Tapia, Iván Valverde, Abraham Zabdiel Jiménez, María José Rosas Ordaz, Manuel Ramírez, José Refugio Torres, Humberto Aguilar, Rogelio González y Carlos Roger.

En el mundo de hoy, cuando el fascismo amenaza al mundo nuevamente y ejercer el periodismo en México es jugarse la vida, nuestros ilustres senadores han decidido que un “periodista” neonazi sea reconocido como ciudadano destacado entre nosotros. La sociedad civil debe manifestarse para exigir que se le retire la nominación a la medalla Belisario Domínguez al neonazi Salvador Borrego.

Salvador Borrego Escalante, escritor y periodista.

Foto de portada: Fundación de laUnión Nacional Sinarquista en el estado de Guanajuato. Esta organización coetánea del cardenismo sería una de las percursoras de los grupos de extrema derecha de todo el país. Foto: Memoria Política de México