Con la aplicación móvil para la recolección de firmas para los candidatos independientes a la presidencia, el Instituto Nacional Electoral (INE) discrimina y viola las garantías institucionales de grandes sectores poblacionales que son excluidos de participar en el proceso de apoyo, acusó la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

De acuerdo con la máxima casa de estudios, la “app” del INE “no encaja con las condiciones generales de México” al estar diseñada para un porcentaje reducido de la población, lo que violenta los derechos electorales de la mayoría.

Explicó que la aplicación sólo funciona con smartphones de alta gama y reportó que al menos mil 614 municipios mexicanos están excluidos de participar en la recolección de firmas, lo que refleja “la profunda desigualdad que existe en la participación del proceso de desarrollo y el disfrute de sus beneficios en la sociedad mexicana”.

Agregó que también es discriminatoria porque los ingresos de la mayoría de los mexicanos no alcanza para un smartphone que vive en los municipios marginaos del país, de acuerdo a un estudio que consideró el ingreso y el precio de los 206 dispositivos móviles donde fue probada la App-Apoyo Ciudadano.

Según el estudio, de los 28.4 millones de personas que viven en el medio rural, el 37.04 por ciento vive sin ingreso, mientras que 25.84 por ciento vive con el ingreso de un salario, 29.93 por ciento de uno hasta dos salarios mínimos, y únicamente el 5 por ciento vive con ingreso de dos hasta cinco salarios mínimos.

Frente a la situación, la UNAM exigió al INE que aclare “el papel que ha jugado como institución” al excluir a gran parte de la población mexicana.

Un artículo de Desinformémonos.

México es el cuarto país más peligroso para defensores del ambiente